Un tranvía llamado Deseo

Un tranvía llamado Deseo (A Streetcar named Desire) es una obra clásica del teatro estadounidense, considerada la obra maestra del dramaturgo Tennessee Williams, ganadora en 1948 del Premio Pulitzer en la categoría Drama.

Generalidades

Considerada una de las obras más importantes de la literatura estadounidense, Un tranvía llamado Deseo cuenta la historia de Blanche DuBois, una dama sureña con delirios de grandeza, refugiada en un mundo inventado, presumida, altanera y desequilibrada, y Stanley Kowalski, su rudo cuñado, miembro de la clase inmigrante proletaria, que en esos tiempos incrementaba su influencia y determinación en la sociedad estadounidense.

Estrenada en Broadway el 3 de diciembre de 1947, su última representación fue el 17 de diciembre de 1949 en el Teatro Ethel Barrymore. La producción de Broadway fue dirigida por Elia Kazan y protagonizada por Marlon Brando, Jessica Tandy (luego Uta Hagen), Kim Hunter y Karl Malden.1 La obra fue nominada y ganó dos premios Tony.

En 1951, la película Un tranvía llamado Deseo, basada en la obra y dirigida también por Elia Kazan, ganó varios premios, entre ellos un Oscar en la categoría de Mejor Actriz, por la actuación de Vivien Leigh como Blanche DuBois.

En 1995, se estrenó una ópera basada en la historia de Un tranvía llamado Deseo, con música de André Previn y con Renée Fleming como Blanche.

Argumento

La característica principal de esta obra es el enfrentamiento de dos culturas. Blanche DuBois, una atractiva y desequilibrada mujer del Sur al final de su juventud, con prejuicios y sentimientos de altivez, cuyas pretensiones de virtud y educación ocultan su alcoholismo, va de visita al apartamento de su hermana Stella en Nueva Orleans.

Blanche viene de una familia de clase acomodada. Su hermana Stella está casada con un obrero de origen polaco, y los dos viven en un patio de vecinos junto a otros inmigrantes. Este edificio se encuentra en la calle Campos Elíseos y se llega a ella usando la ruta de tranvía llamada Deseo.

Con la noticia de que su antigua plantación (Belle Rêve, mal traducida de Sueño Hermoso en francés), en Laurel, Mississippi, se ha perdido debido a la mala gestión llevada a cabo por sus ancestros (en inglés, en el original, el término usado para describir la gestión es intencionalmente ambiguo, epic fornications, que se podría traducir como “jodiendas monumentales”). Blanche llega a la casa de Stella, quien teme la reacción de su esposo Stanley. Blanche les explica que su jefe le ha sugerido unas vacaciones para calmar sus nervios, cuando en realidad había sido despedida al haberse descubierto que tuvo una aventura sexual con uno de sus estudiantes. Este hecho, añadido a otros similares, habían arruinado su reputación, por lo que había decidido escapar de Laurel. Posteriormente se da a conocer que Blanche había descubierto que su esposo había tenido una aventura homosexual al principio de su matrimonio; esta tragedia había desembocado en el suicidio de éste y la confusión de la realidad con la fantasía en la mente de ella.

Blanche no puede entender cómo es posible que su hermana, perteneciente a una familia de cierta reputación, se haya casado con un polaco proletario, bebedor y jugador de cartas. Stella de alguna manera se ha acostumbrado a la vida vulgar y ordinaria de aquel ambiente, y ha renunciado a los refinamientos de que había disfrutado en la mansión familiar. Stanley, por otra parte, es un hombre lleno de energía con una presencia varonil, práctica y tosca. Él domina totalmente a Stella y abusa de ella física y emocionalmente. Stella, no obstante, tolera este comportamiento debido a la atracción, casi animal, que siente por su marido.

La llegada de Blanche interfiere en la vida de su hermana y su cuñado, ya que su estancia en la casa provoca aún más peleas en la pareja. Blanche comienza una relación con un amigo de Stanley, Harold Mitchel (Mitch), un gigantón sentimental a quien Blanche le confiesa parte de su vida y su tragedia. Mitch, atraído por su fragilidad y feminidad, piensa casarse con ella. Stanley, por su parte, descubre el pasado de Blanche a través de un compañero de trabajo que viajaba frecuentemente a Laurel. Stanley se enfrenta a Blanche y le echa en cara todo lo que había hecho, acusándole de que su carácter le estaba arruinando la vida a él y a su esposa. Sin embargo, su intento por desenmascararla es cruel y violento.

Existe una atracción oculta pero poderosa entre Blanche y Stan, cada uno de ellos está acostumbrado a mantener el control de la situación a su alrededor, lo que aumenta las tensiones entre ambos. Su atracción va en contra de los valores morales y culturales de los dos; sus conflictos representan el conflicto entre los grupos sociales a los que representan: la fuerza bruta de la naturaleza es tan poderosa como los prejuicios morales.

Su inevitable pelea final da como resultado la eclosión de todas las emociones de Blanche, quien aparentemente termina internada en una institución mental. Al final de la obra, Blanche pronuncia la frase más recordada del personaje: “Siempre he dependido de la amabilidad de los extraños”, con lo que rememora todos los engaños que había sufrido al intentar que algún hombre la rescatase.

Versiones teatrales

Producción original de Broadway

La producción original de Broadway fue producida por Irene Mayer Selznick y dirigida por Elia Kazan. Su estreno fue en el teatro Shubert en New Haven,2 antes de mudarse al Teatro Ethel Barrymore, el 3 de diciembre de 1947. Selznick originalmente quería que los protagonistas fuesen Margaret Sullavan y John Garfield, pero finalmente fueron Marlon Brando y Jessica Tandy, no muy famosos en esa época. Además, la obra contó con Kim Hunter como Stella y Karl Malden como Mitch. Más tarde, Uta Hagen reemplazó a Tandy, y Anthony Quinn tomó el lugar de Brando. Hagen y Quinn hicieron la obra en todo el país hasta regresar a Broadway para continuar con sus trabajos. Tandy recibió un premio Premio Tony en la categoría de Mejor Actriz de Teatro, y la producción no recibió más nominaciones a estos premios.

La actuación de Brando causó que la audiencia simpatizara con Stanley en las primeras escenas de la obra, al menos hasta antes de donde el personaje comienza a ser violento con Blanche. Brando, además, actuó también en la película basada en la obra. La versión en gira nacional protagonizada por Uta Hagen y Anthony Quinn fue dirigida por Harold Clurman.

Producción de Londres

Vivien Leigh, quien ganó un premio Oscar por la película Un tranvía llamado Deseo, apareció en una producción londinense de 1949, en el Teatro Aldwych, dirigida por su esposo, Laurence Olivier. Bonar Colleano personificó a Stanley.

Versiones posteriores

Tallulah Bankhead, a quien Tennessee Williams tenía en mente al escribir la obra, fue protagonista de una producción de la obra de la New York City Center Company de 1956. En la obra, presentada en el Coconut Grove Playhouse, en Miami, Gerald S. O’Loughlin personificaba a Stanley y Frances Heflin a Stella. La producción no fue bien recibida y fue cancelada tras 16 representaciones.

La primera versión de Broadway después de la original se estren en 1973. La producción estuvo a cargo del Lincoln Center y se representó en el Teatro Vivian Beaumont, con Rosemary Harris como Blanche y James Farentino como Stanley. Sólo dos meses después de la última representación, el director artístico del Lincoln Center, Jules Irving, dirigió otra versión, esta vez en el Teatro St. James, con Lois Nettleton como Blanche y Alan Feinstein como Stanley. La esposa de Irving, Priscilla Pointer, también participó en la producción.

En 1974, en el Teatro Piccadilly de Londres, se representó otra versión, con Claire Bloom como Blanche, Martin Shaw como Stanley, Joss Ackland como Mitch y Morag Hood como Stella.3

En 1997, varios teatros de Estados Unidos produjeron nuevas versiones de la obra, en el festejo de los 50 años del estreno de la original.

Glenn Close y luego Jessica Lange y Natasha Richardson protagonizaron otra versión londinense, representada en el Teatro Royal National, en 2002. La producción fue dirigida por Trevor Nunn, y sus protagonistas fueron Iain Glen como Stanley, Essie Davis como Stella y Robert Pastorelli como Mitch.

En 2009 Liv Ullmann dirigió en Nueva York (Brooklyn Academy of Music, BAM) a Cate Blanchett (DuBois) y a Joel Edgerton.4

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s