Salgado subvencionó con 3,5 millones de la UE a una empresa con un capital de 3.006 euros para hacer un hotel en El Ejido de 36 millones

La empresa beneficiada por la exvicepresidenta Segunda del Gobierno y Ministra de Economía y Hacienda tenía por objeto social el cuidado diurno de niños y las pompas fúnebres, pese a lo que la Junta dio el visto bueno.

 La que fuera Vicepresidenta Segunda del Gobierno y Ministra de Economía y Hacienda en el último Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, Elena Salgado, otorgó una subvención de 3,6 millones de euros provenientes de Incentivos Regionales de la Unión Europea, a una empresa para que construyera un hotel de cinco estrellas en El Ejido que costaría casi 36 millones, si bien la mercantil sólo disponía de 3.006 euros de capital social en aquellos momentos, según la información a la que ha tenido acceso Noticias de Almería.

Finalmente el hotel no se va a construir, ya que el actual Ministerio de Economía y Competitividad ha archivado el expediente para la concesión de 3.592.123 euros de Incentivos Económicos Regionales (IER) a la empresa Splash Internacional 21 cuyo proyecto estaba valorado exactamente en 35.921.231 euros, y daría trabajo a 46 personas. Cada uno de esos empleos salía a más de 78.000 euros de dinero público.

Hay que destacar que el archivo del expediente ha sido tomado a petición de la Junta de Andalucía, que fue la misma que en su momento informó favorablemente el proyecto, hasta el punto de que se encargó de informar a los medios de comunicación de que había sido ella quien otorgaba la ayuda.

Según explicaba la propia Junta de Andalucía en una nota de prensa de aquellas fechas, se trataba del proyecto más grande de España a subvencionar con estos Incentivos Económicos Regionales en 2011, ya que contemplaba 299 habitaciones y entre otras infraestructuras, el hotel contaría con equipamientos de salud y belleza, termas, sauna, piscina climatizada y de hidromasaje y zona de juegos.

Lo sorprendente es que la administración autonómica primero y la Comisión Delegada de Asuntos Económicos del Gobierno central después, asumieran que una mercantil con 3.006 euros de capital social, creada año y medio antes de recibir la ayuda, que tampoco había registrado actividad, y que no había realizado en ese tiempo ampliaciones de capital conocidas, iba a poder hacer frente a los casi 36 euros que costaba poner en marcha el proyecto.

Del mismo modo no hay que pasar por alto que según el Registro Mercantil, la actividad principal de esta empresa es “el cuidado diurno de niños”, pero que también tenía entre otros posibles objetos sociales, las pompas fúnebres o la exportación e importación de tabacos y bebidas.

El hecho es que la sociedad promotora no ha presentado ninguno de los documentos requeridos para justificar la ayuda, que supone el diez por ciento de la inversión. Estos documentos eran básicamente dos, el del proyecto en sí, y el de estar al corriente en el pago de los tributos y la Seguridad Social, según el punto cuarto apartado tercero de la orden de incentivo que señala lo siguiente: “Los titulares de las subvenciones concedidas por el presente Acuerdo quedan sujetos a lo establecido en los artículos 18 y 19 del Real Decreto 887/2006, de 21 de julio, por el que se aprueba el Reglamento de la Ley general de subvenciones sobre cumplimiento de obligaciones tributarias y con la Seguridad Social.”
Sobre el primer extremo, el del proyecto concreto, aunque trascendieron por parte de la Junta de Andalucía el número de habitaciones y demás, lo cierto es que cuando se concedió la ayuda en abril de 2011, el entonces concejal de Alcaldía del Ayuntamiento de El Ejido, José Añez, del Partido de Almería, ante la pregunta de si conocía en qué lugar podría ubicarse el nuevo establecimiento hotelero anunciado por la administración autonómica el día anterior, reconoció que desconocía todo lo relativo a este asunto y que no tenía noticia de este proyecto.

La empresa contaba con un año para remitir permisos de actuación, autorizaciones administrativas y licencias sobre los terrenos situados en la parcela que antiguamente acogía el camping Mar Azul de Almerimar, concretamente en la zona H1 del sector Sumpa 4-SM de la Bahía de San Miguel, cosa que tampoco ha hecho.

Fuente:  Noticias de Almería

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s